Científicos gallegos combaten a las bacterias de la tuberculosis y del cáncer de estómago matándolas de hambre

“Matar de hambre” a las bacterias. Esta es la estrategia ideada por un grupo de investigadores del Centro Singular de Investigación en Química Biológica y Materiales Moleculares de la Universidad de Santiago (CIQUS) para luchar contra dos bacterias patógenas muy importantes, la Mycobacterium tuberculosis -causante de la tuberculosis- y la Helicobacter pylori -el agente causante de la úlcera gástrica y duodenal (y promotor del cáncer de estómago). Sus logros acaban de ser publicados en un artículo científico en la revista “ACS Chemical Biology”, que además ha sido seleccionado para su portada.

“Estas dos bacterias son extremadamente virulentas y pasan con gran facilidad de un individuo a otro; además, su gran capacidad para hacerse resistentes a los fármacos hace que nos cueste tanto eliminarlos y que desde tiempos muy antiguos, que sabemos que ya existía, no hayamos sido capaces de encontrar una forma de terminar con ellas y que no reaparezcan”, explica Concepción González-Bello, directora de la investigación.

Desde hace diez años este equipo trabaja en un método nuevo para acabar con estas bacterias de una manera diferente que consiste en evitar el normal funcionamiento de una de las enzimas que necesitan para sobrevivir. “Estas bacterias tienen un sistema que utiliza nutrientes para desarrollar su propia comida. En el laboratorio, nosotros hemos diseñado unos compuestos muy parecidos a los que utiliza habitualmente la bacteria pero que evitan que ésta funcione con normalidad. De esta forma, se impide la producción de nutrientes esenciales para su vida y, finalmente, muere de hambre”, describe la investigadora viguesa.

Ver la noticia original en farodevigo.es

Todas las técnicas novedosas para acabar con virus y bacterias son bienvenidas, sobre todo ahora que se está comprobando con demasiada frecuencia que muchos de estos agentes patógenos se están volviendo resistentes a los medicamentos.

Los investigadores gallegos mencionados en esta noticia han encontrado una forma muy ingeniosa de acabar con dos tipos de bacterias muy dañinas, la que produce la tuberculosis y la que provoca úlceras gástricas y cáncer de estómago. Si se interfiere el mecanismo que utilizan las bacterias para producir su alimento, se acaba con ellas por la vía rápida.

Lo bueno del descubrimiento de estos científicos es que la solución que han encontrado parece que no afectará a la salud de las personas cuando se desarrollen los medicamentos adecuados, es decir, que no tendrán efectos secundarios, ya que los seres vivos no producen la enzima que necesitan las bacterias para producir su alimento.

Ya hemos comentado en algún otro artículo nuestro pesar por el hecho de que la ciencia no sea capaz de encontrar una solución a un problema aparentemente tan simple como acabar con las infecciones de catarros y gripes. Sólo con este avance científico se acabaría con la mayoría de los problemas infecciosos que tienen los niños.

Estamos seguros de que la comunidad científica encontrará una solución para acabar con la mayoría de las infecciones de virus y bacterias en los próximos años. El paso que han dado los investigadores gallegos del CIQUS es sólo el principio.

 

 


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«