Consumir nueces y aceite de oliva reduce el riesgo de padecer un infarto o un ictus

Seguir una dieta mediterránea enriquecida con 30 gramos de frutos secos, la mitad de ellos nueces, reduce en un 30% el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares y, específicamente, disminuye en un 49% la posibilidad de sufrir un ictus o accidente vascular cerebral.

Esta es una de las principales conclusiones de una investigación española que se acaba de publicar en The New England Journal of Medicine, y que aporta una evidencia científica a favor de la eficacia de la dieta mediterránea, suplementada con aceite de oliva extra virgen y frutos secos, en la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular, principal causa de muerte en el mundo.

En cinco años, los pacientes del ensayo redujeron en un 30% el riesgo a padecer del corazón En una rueda de prensa para dar a conocer los resultados, la secretaria de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, Carmen Vela, ha destacado que el trabajo va a servir para poner en valor la dieta mediterránea, reconocida por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.

El ensayo, denominado Predimed, es uno de los mayores estudios clínicos de nutrición que se han hecho nunca en el mundo y sus resultados van a permitir cambiar la política nutricional a nivel global, ha asegurado el doctor Joaquín Arenas, director del Instituto de Salud Carlos III, que ha aportado casi siete de los ocho millones de euros de la financiación total.

Las primeras investigaciones sobre la dieta mediterránea se iniciaron en los años sesenta al analizar la prevalencia de la enfermedad cardiovascular en distintos países. Mientras que en EE UU era del 4,6%, en Grecia, en concreto, en la isla de Creta, apenas llegaba al 0,5%.

Y era la alimentación la que explicaba la diferencia. “Ahí empezó la fama de la dieta mediterránea”, pero había que demostrarlo, ha señalado el doctor Ramón Estruch, coordinador del programa de Nutrición del CIBERobn y del estudio, que ha contado con más de 200 investigadores.

Diez años de ensayo

En el ensayo, que arrancó en al año 2003, han participado 7.447 voluntarios, hombres y mujeres de 55 a 80 años que tenían un alto riesgo de padecer enfermedad cardiovascular pero que aún no la habían desarrollado.

Los participantes fueron distribuidos en tres grupos en función de la alimentación: dieta mediterránea con aceite de oliva virgen (un litro a la semana), dieta mediterránea con frutos secos (30 gramos al día) y dieta baja en todo tipo de grasas, a los que se les daban listas de la compra por estación y menús y recetas.

Se ha perdido el miedo a la grasa vegetal en personas con sobrepeso El estudio ha logrado cambiar los hábitos alimenticios de las personas colaboradoras y se ha comprobado “bioquímicamente” que ingerían lo que se les recomendaba, ha asegurado el doctor Estruch, quien ha precisado que a los cinco años ya se observó una reducción del 30 por ciento del riesgo de sufrir eventos cardiovasculares, “lo que muchos fármacos no consiguen”.

Además, se comprobó que los participantes perdían peso y reducían el perímetro de su cintura a pesar de la incorporación de aceite de oliva virgen y frutos secos a la dieta mediterránea.

“Se ha perdido el miedo a la grasa vegetal en personas con sobrepeso”, ha destacado este investigador.

Ver la noticia original en 20minutos.es

Qué interesante es esta noticia, porque nos proporciona una forma muy sencilla de prevenir dos de los problemas de salud que más impacto tienen en las personas mayores, como son el infarto de miocardio y el ictus cerebral.

Somos lo que comemos. Si durante años estamos aderezando nuestras ensaladas con aceite de oliva, sin saberlo estamos mejorando nuestra salud. También es conocido el efecto beneficioso para la salud de algunos frutos secos. En concreto las nueces tienen omega 3 y antioxidantes y su ingesta diaria está muy recomendada por los nutricionistas.

Ahora este estudio corrobora lo que los nutricionistas sabían desde hace mucho tiempo. La dieta mediterránea alarga la vida.

 


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«