Google está desarrollando un reloj inteligente, una consola de juegos basada en Android y un reproductor de música

Google no quiere perder batalla en ningún frente. Copando cada vez más el terreno de la construcción de hardware, el gigante de internet está desarrollando una consola de videojuegos y un reloj de pulsera inteligente basados en su sistema operativo Android y un reproductor musical. La compañía busca así copar todos los nichos de mercado mientras continúan los test de su dispostivo de realidad aumentada Google Glass, llamado a revolucionar la industria tecnológica.

Según desvela el diario estadounidense «The Wall Street Journal», los aparatos podrían estar disponibles el próximo otoño. Según el diario, Google no quiso responder a los comentarios. Para corregir el fracaso de uno de sus proyectos anunciados en los últimos años, Google quiere lanzar una nueva versión del aparato de reproducción de músicaNexus Q, que se presentó en junio del 2012, pero nunca lanzó el producto, recibiendo críticas negativas.

Google está cada vez más involucrada en el negocio del hardware debido a que busca competir de mejor forma contra Apple, fabricante del iPhone. Compró la compañía de teléfonos móviles Motorola Mobility el año pasado y, actualmente, no deja de generar comentarios con sus Google Glass.

El sistema operativo Android de Google es el software móvil más popular del mundo y es utilizado en tres de cada cuatro teléfonos inteligentes que se venden a nivel global. Con el objeto de pelear con el supuesto iWatch de Apple, la compañía no ha dado en soltar lastre en este aspecto y se rumorea que trabaja en un «smartwatch» que amplíe la experiencia con su sistema operativo.

Fuente: abc.es

Google es el rey en el mundo de Internet con sus servicios de búsqueda, GMail y Google Maps, entre otros. Además, es el rey absoluto con su sistema operativo Android en la informática móvil. Pero tiene claro que hay un mercado de consumo muy importante que no tiene cubierto, y que uno de sus principales competidores, como es Apple,  sí tiene bie resuelto. Se trata del mundo de los dispositivos físicos (hardware), como son los teléfonos inteligentes (smartphones), las tabletas, los relojes inteligentes (smartwatches), las consolas de juegos y los reproductores de música, por mencionar sólo los más importantes.

Apple tiene bien cubiertos algunos de estos sectores, pero Google no dispone más que de su gama de teléfonos inteligentes y tabletas Nexus. Como parte de su estrategia para ocupar una porción importante del pastel de la venta de dispositivos hardware, Google está ultimando el lanzamiento de un dispositivo revolucionario, las gafas de realidad aumentada Google Glass, que han creado una gran espectación, pero que también llevan asociada una buena dosis de controversia, principalmente por problemas ralacionados con la falta de privacidad que provocará su uso masivo.

Hace un año Google compró Motorola Mobility, con lo cual ya tiene un buen socio en la fabricación de hardware relacionado con la telefonía móvil. Pero la cosa no acaba aquí. Según ha desvelado The Wall Street Journal, Google está preparando su propio teléfono inteligente (smartwatch), que por supuesto, funcionará con Android. Ya sabíamos que Apple está trabajando duramente en su iWatch, por lo que la batalla está servida.

Pero la ambición de Google en el mundo del hardware no acaba ahí. Han pensado que ya que disponen de un sistema operativo de alcance mundial como es Androis, ¿por qué no utilizarlo en una consola de juegos? Todos sabemos que el éxito de una consola está en el software, en los juegos. Si Google consigue buenos juegos su consola tendrá un hueco en el mercado. No nos cabe duda de que si hay una compañía con capacidad para generar una corriente a su favor, en este caso en el desarrollo de juegos para Android, esa es Google. Son los dueños del mundo de la informática, y parece que por mucho tiempo.

Por último, Google intenta poner en el mercado su propio reproductor musical. En este terreno Apple le lleva una gran delantera, pero igual que ha pasado con otros competidores, Google tiene capacidad para hacer buenas cosas en todos las áreas tecnológicas en las que se proponga entrar. Por tanto, no nos cabe duda de que los competidores deberían estar preocupados.


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«