José Mourinho deja el Real Madrid y declara que no se arrepiente de nada

El ex entrenador del Real Madrid José Mourinho aseguró que no se arrepiente de nada de sus tres temporadas en el conjunto blanco y aseguró que su carrera “no tendría sentido” sin haber pasado por la capital de España, donde se ha convertido en un técnico “más fuerte y más preparado”.

“No me arrepiento de nada, no merece la pena arrepentirte de nada. Seguramente he cometido errores, pero otras personas con responsabilidad también. Esto es parte del juego, pero no merece crítica, es fútbol. Cuanto tenía poco más de 30 años pensaba que sabía todo y no sabía nada. Cada vez aprendo más, ahora estoy más fuerte y preparado”, dijo Mourinho.

“Mi salida es lo mejor para la situación actual del club. Hubiera empezado la próxima temporada con una serie de problemas que se van arrastrando. Pienso que es mejor para todos, incluso para los jugadores, que ellos mismos puedan tener el apoyo y la tranquilidad de poder empezar un proyecto nuevo”, indicó en una entrevista a Punto Pelota.

Pese a sus últimas declaraciones, en las que aseguró que Inter y Chelsea están por encima del Real Madrid, el técnico portugués admitió que se va de España con el “orgullo madridista”: “Vine al Madrid en el mejor momento de mi carrera. Cuando gané el triplete y el Balón de Oro. Mi carrera no tendría sentido sin haber pasado por este monstruo, en el sentido positivo. Hubiera venido aquí sabiendo lo que iba a pasar. Es parte de mi historia”, añadió.

“He ganado las tres Ligas más importantes del mundo del fútbol. Estoy agradecido al presidente y en especial a Karanka. Los otros ayudantes son mi banda, pero a Aitor lo hemos conocido aquí y se ha transformado en uno de los nuestros”, apuntó.

Ver la noticia original en eleconomista.es

A pesar de que José Mourinho manifestó que no hablaría sobre el Real Madrid cuando acabara su contrato, lo cierto es que no ha parado de hacerlo, lo cual es absolutamente normal, ya que los periodistas le preguntan constantemente sobre su etapa en el equipo blanco.

De las muchas cosas que ha dicho, los madridistas no estarán muy contentos con su declaración de que los equipos de su vida son el Inter y el Chelsea. Esta declaración deja traslucir algo de resentimiento, lo que no nos extraña nada, pues Mourinho ha dejado el Real Madrid con una mala última temporada y con graves conflictos con jugadores muy importantes de la plantilla, como por ejemplo Iker Casillas.

En estas últimas declaraciones, Mourinho echa un poco de tierra sobre el asunto del Real Madrid al manifestar que está orgulloso de su paso por el club blanco. Esas palabras quizás apacigüen un poco los ánimos de los aficionados madridistas.

Hay que reconocer que José Mourinho no lo ha tenido fácil dirigiendo al Real Madrid en la mejor época del Fútbol Club Barcelona, que durante estos tres años ha sido probablemente el mejor equipo de fútbol del Mundo. Este hecho da mucho más valor a sus dos Copas del Rey y a la Liga de los Récords.

El terreno donde peor lo ha hecho Mourinho es en el terreno humano, en el terreno personal. Es un entrenador que parece estar por encima del resto, no en vano se auto denomina “The Special One”, y ha cometido dos errores graves desde nuestro punto de vista.

Su primer error son sus continuas manifestaciones poco acertadas en ruedas de prensa y en toda clase de medios de comunicación. No es una persona diplomática, y continuamente ha estado “metiendo el dedo en el ojo” de otras personas, a veces dialécticamente y a veces físicamente, sean éstas futbolistas, dirigentes, entrenadores o árbitros.

El segundo error grave que pensamos que ha cometido Mourinho es no saber gestionar bien a los miembros de su vestuario. Ha tenido problemas con muchos futbolistas, que se han ido suavizando con el paso del tiempo, excepto el problema que ha tenido con Iker Casillas, portero de la Selección Española, Campeón del Mundo y doble Campeón de Europa. Está claro que si Mourinho hubiera seguido en el Real Madrid hubiera tenido que tragarse su orgullo y alinear a Casillas, o el futbolista hubiera tenido que irse a otro club para poder jugar. Ambas cosas hubieran sido muy improbables.

Estamos pues de acuerdo con las manifestaciones de José Mourinho en el sentido de que lo mejor para él y para el Real Madrid es que abandonara ahora el club blanco y que otro entrenador comenzara un nuevo proyecto.

Esperemos que el próximo entrenador sea un poco más “señor”, como lo fue por ejemplo su predecesor, el chileno  Manuel Pellegrini, con quien se podrá estar más o menos de acuerdo con su rendimiento deportivo, pero que nadie podrá decir que no es un caballero dentro y fuera de los campos de fútbol, algo que el Real Madrid, declarado por la FIFA Mejor Club del Siglo XX, debería exigir a sus entrenadores, por su imagen y por su trayectoria de muchos años.


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«