La Vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, cierra su cuenta en Twitter

La vicesecretaria general del PSOEElena Valenciano, ha dicho hoy que la red social Twitter, que ella ha abandonado por el acoso que estaban recibiendo sus hijos, “se está yendo un poquito del sitio en el que estaba”.

En una entrevista en Canal Sur Radio, Valenciano se ha referido a su abandono hace una semana de Twitter, donde tenía un perfil desde 2011 y contaba con más de 50.000 seguidores.

Ha relatado que había gente que estaba “acosando” a sus hijos por las redes sociales, entrando en su privacidad y diciéndoles “cosas desagradables”, algo contra lo que legalmente era muy difícil luchar.

“Mis hijos son el límite de todo. Amo la libertad de expresión, pero amo más a mis hijos”, ha señalado Valenciano para argumentar su salida de Twitter y ha subrayado que mucha gente la ha llamado para decirle que “tenemos que hacer algo”.

Ver la noticia original en lainformacion.com

Es interesante esta noticia de un destacado político del Partido Socialista Obrero Español, que muestra el efecto “cuchillo” que tiene Internet en general, y Twitter en particular.

Un cuchillo no es bueno ni malo en sí mismo. Es una herramienta. Si se utiliza para cortar carne, por ejemplo, es cuchillo es bueno, porque nos facilita la tarea de cortar dicha carne. Pero si el mismo cuchillo se utiliza para agredir a una persona, entonces no podemos decir que el cuchillo sea malo. Es el uso que se hace de él el que está mal.

Con Twitter pasa lo mismo. Este servicio online de mensajes cortos, que dicho sea de paso es muy útil para que el mundo reciba información en directo en casos como catástrofes u otros sucesos de relevancia mundial, no es ni malo ni bueno.

Cuando los usuarios lo utilizan adecuadamente, es una extraordinaria herramienta. Cuando los usuarios lo utilizan para hacer daño, se convierte en una herramienta nefasta, que puede hacer mucho daño a personas, instituciones, empresas, etc.

En el caso de Elena Valenciano, debido a algunas declaraciones a través de Twitter no muy afortunadas, comenzó a recibir improperios e insultos de todo tipo a través de esta red social. Como además es un miembro importante del  PSOE, partido político que está actualmente en la oposición en España, no es descartable que muchos de los ataques que Elena ha recibido tengan un cariz “político”, en plan “aprovechando que el Pisuerga pasa por Valladolid”.

Hablando en plata, aprovechando que Elena Valenciano metió la pata con un comentario en Twitter donde se asombraba de lo feo que es el futbolista francés Franck Ribéry, que actualmente milita en el  Bayern de Múnich, muchísimos internautas aprovecharon el fallo para lanzarse sobre Elena con toda clase de improperios. Si en lugar de pertenecer a un partido político, fuese una artista por ejemplo, le habrían llovido las críticas, pero sólo por la falta de delicadeza. El factor “político” aumentó significativamente la magnitud de la campaña contra Elena.

Cuando los mensajes comienzan a hacer referencia a la familia, la cosa ya pasa de castaño oscuro. Aunque no estamos de acuerdo con algunas cosas que ha publicado Elena Valenciano en su cuenta de Twitter, no podemos avalar de ninguna manera los comentarios de mal gusto ni los comentarios amenazantes que ha recibido.

Es inaceptable este comportamiento de algunos internautas, pero ¿quién es el guapo que le va a poner puertas al campo? Sencillamente no se puede. Si te expones al público, tarde o temprano sufrirás las consecuencias.

Por cierto, recientemente ha aparecido una interesante noticia sobre una nueva red social llamada SnapChat, que es similar a Twitter, pero cuyos mensajes desaparecen pasado un tiempo. Mucho nos tememos que este tipo de red social favorecerá aún más los ataques, puesto que después de un determinado tiempo no quedarán pruebas de la ofensa digital.


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«