Los multimillonarios Bill Gates y Carlos Slim pretenden erradicar la poliomielitis en seis años

Ocupan el primer y segundo lugar en la lista Forbes -justo por delante de Amancio Ortega- y suman entre ambos una fabulosa fortuna de 140.000 millones de dólares. Ahora han decidido unir sus esfuerzos para acabar con la poliomielitis, una enfermedad que puede provocar parálisis o incluso la muerte, pero que es prevenible a través de la vacunación. El empresario mexicano anunció ayer que su fundación donará 100 millones de dólares (unos 77 millones de euros) que contribuirán a la erradicación de la polio en el mundo en un plazo de seis años

Slim hizo el anuncio en Abu Dabi (Emiratos Árabes Unidos), donde se celebra la Cumbre Global sobre Vacunas, en compañía del ex presidente de Microsoft, quien está desde hace años implicado en el plan estratégico mundial contra la polio (GPEI).

Pero, ¿por qué tanto dinero para combatir una enfermedad en claro retroceso, que el año pasado solo afectó a 223 niños y es endémica únicamente en tres países? «Con la polio hay dos posibilidades -explicó Gates-, o redoblamos el trabajo y de verdad acabamos con ella, y en ese caso nos ahorramos todos los costes de la vacunación, o detenemos este gran esfuerzo y podrá extenderse de nuevo y volver a infectar a cientos de miles de niños».

«Hace más de 20 años que la polio dejó de ser una preocupación para los niños y sus padres en México y América Latina. Con esta donación tenemos la esperanza de apoyar en la mejora de la vida de niñas y niños, independientemente del lugar en el que vivan, impulsando un mundo libre de polio», dijo Slim.

Líderes globales se unieron a Gates y Slim en su anuncio para brindar apoyo al plan de GPEI. En total, el proyecto para acabar con la poliomielitis suma 4.000 millones de dólares y se estima que serán necesarios 5.500 para llevarlo a término.

Ver la noticia original en lavozdegalicia.es

No es la primera vez que Carlos Slim y Bill Gates colaboran en campañas benéficas, pues ya lo han hecho en un par de ocasiones para mejorar la salud en América Central y en un proyecto para mejorar la productividad agrícola, pero en este caso se unen para erradicar del mundo una enfermedad como la Poliomielitis, que aunque no afecta a demasiadas personas en el mundo, es necesario vacunar a la población contra la enfermedad y podría aumentar el contagio en las zonas más pobres del mundo.

Bill Gates lleva tiempo dedicando sus esfuerzos a este tipo de iniciativas, pues hace ya años que se alejó de los cargos ejecutivos de Microsoft para dedicarse en cuerpo y alma a su Fundación.

Es realmente encomiable que las personas más pudientes económicamente dediquen tiempo y recursos económicos a ayudar a los demás, en lugar de dedicarse únicamente a engordar sus ya repletas cuentas corrientes. Al final, cuando abandonemos este mundo, no nos llevaremos nada material, y a sus hijos les basta con una ínfima parte de sus posesiones para tener la vida resuelta. Por tanto, es mejor dedicarse a hacer el bien a quien más lo necesita que engordar para morir.


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«