Samsung presenta un sistema de pagos desde el móvil llamado Wallet

Samsung está desarrollando su propio sistema de pago móvil que permitirá a los usuarios comprar entradas de espectáculos o tarjetas de embarque y pagar con sus teléfonos móviles, como si fuera una tarjeta de crédito.
Apple ya ofrece este servicio, llamado PassBook, en su iPhone, pero la versión de Samsung es más completa y permite a los usuarios acceder a sus entradas en cualquier momento, además de recibir notificaciones inmediatas en función de su localización. Por ejemplo, recibirán recordatorios para sacar una tarjeta de embarque digital, cuando lleguen al aeropuerto.

Los desarrolladores deberán escribir funcionalidades para el nuevo monedero virtual de Samsung y la compañía ya ha anunciado una lista de partners para su lanzamiento, entre los que se encuentra la Liga de Beisbol Americana, Expedia, Booking.com, Hotels.com o Lufthansa. El servicio aún no se ha puesto en marcha, aunque ya ofrece herramientas para desarrolladores que estén dispuestos a sumarse.

Los millones de usuarios de los teléfonos Galaxy serán los grandes beneficiados y el principal reclamo para estos desarrolladores. Su desventaja es que el sistema de pagos de Samsung creará problemas de fragmentación en el universo Android. Según la firma The Verge, Samsung Wallet no soportará NFC, a pesar de su reciente asociación con Visa, para desarrollar funciones de pago para smartphones futuros. Samsung asegura que los comerciantes prefieren escanear códigos de barras, en lugar de este sistema, ya que no requiere una nueva infraestructura.

Google asegura por su parte que quiere ofrecer un servicio similar a PassBook dentro de Google Wallet, pero la compañía aún no dispone de él. Y, entretanto, Google Now puede mostrar cartas de embarque basadas en localización, aunque el servicio no está conectado a tarjetas de descuento o entradas de espectáculos.

Ver la noticia original en idg.es

Los usuarios de teléfonos móviles, unos cuantos miles de millones de personas, tenemos entre manos un problema interesante. Si ya es difícil decantarse por un teléfono móvil concreto, dado que existen cientos, si no miles de modelos distintos, ahora tendremos que preocuparnos por qué sistema operativo lleva el teléfono de nuestra elección (iOS, Android, FirefoxOS, y más que vienen en camino).

Pero la cosa no acaba ahí. Los sistemas de pago a través del móvil van a ser la próxima maravilla de la que podremos disfrutar los ciudadanos. Cuando esté plenamente desarrollada, esta tecnología nos permitirá pagar en los taxis, en los comercios, en los cines y teatros, y seguramente también a través de internet.

Hasta aquí la parte buena de esta novedad tecnológica. La parte mala es que al igual que pasa con los distintos modelos de móvil y los distintos sistemas operativos, también tendremos varios sistemas de pago. Un pequeño caos.

Nos sorprende que ahora que casi todos los smartphones de primer nivel incorporan la tecnología NFC que permite comunicar el teléfono con dispositivos de cobro por cercanía física, Samsung se descuelgue con la noticia de que su tecnología Wallet no será compatible con NFC.

En fin, nadie dijo que vivir en un mundo tecnológicamente avanzado sea cosa sencilla. Los fabricantes luchan a muerte por sus nichos de mercado, y Samsung tiene al mundo agarrado por el móvil, con lo que se puede permitir tomar casi cualquier camino sabiendo que tendrá cientos de millones de usuarios para cualquier tecnología que desarrolle.

Aunque nosotros somos usuarios de Samsung, nos gustaría ver una tecnología de pago a través del móvil que fuese compatible entre las distintas marcas, en lugar de que cada fabricante desarrolle su tecnología propia.

Quizás esta idea sea demasiado ingenua, pues el mundo no funciona por el sentido común, sino por los intereses económicos de las empresas.

 


Si te ha gustado el artículo compártelo y participa dejando un comentario. Gracias por colaborar.

Noticias relacionadas:

«